El Consejo de Ministros celebrado el pasado viernes 17 de junio ha autorizado a la Secretaría General de Industria y la Pequeña y Mediana Empresa a convocar en 2016 la concesión de préstamos, por un importe máximo de 97,5 millones de euros, para apoyar los proyectos que presenten las empresas industriales para su digitalización y a los proyectos de innovación de procesos y productos de Pymes. Esta línea de ayudas se enmarca dentro de la iniciativa «Industria 4.0» presentada por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo en octubre del año pasado.

Los mercados son cada vez más globalizados, exigentes y competitivos, y la industria tiene que adaptarse y acometer procesos de digitalización para mantener posiciones competitivas. La multiplicación de la conectividad, la aparición de nuevas tecnologías, como la computación en la nube, el internet de las cosas o el big data, permite que la industria pueda abordar este reto y alcanzar, de este modo, la cuarta revolución industrial.

La digitalización ofrece a la industria una gran oportunidad de transformación y supone una garantía de crecimiento, empleo y competitividad debido al efecto multiplicador que tiene la industria en ámbitos como la investigación o el desarrollo de servicios basados en tecnología.

Esta oportunidad implica un cambio radical que ofrece a España y a la industria española una gran oportunidad de transformación y evolución que se debe aprovechar porque la transformación digital no es una opción para nuestras empresas sino algo necesario.

Características de las ayudas

Podrán ser beneficiarias las sociedades constituidas antes del uno de enero de 2013 que desarrollen una actividad industrial productiva.

Los proyectos a financiar serán:

  • Proyectos de investigación industrial destinados a adquirir conocimientos que resulten útiles para crear nuevos productos, procesos o servicios.
  • Proyectos de desarrollo experimental: adquisición, combinación, configuración y empleo de conocimientos y técnicas ya existentes con vistas a elaborar nuevos o mejores productos, procesos o servicios.
  • Proyectos de innovación en materia de organización y de procesos de Pymes para aplicar nuevos métodos organizativos a las prácticas comerciales, a la organización del centro de trabajo o a las relaciones exteriores, así como para introducir nuevos métodos de producción o suministro.

Las ayudas tendrán la forma de préstamos reembolsables a un interés del cero por ciento. El plazo máximo de amortización será de diez años, tres de ellos de carencia. El presupuesto mínimo de las actuaciones financiables será de 150.000 euros y el importe máximo del préstamo será del 80 por 100 de dicho presupuesto. Las ayudas revisten particular relevancia para las Pymes, ya que sus limitados recursos pueden restringir sus posibilidades de acceso a los nuevos conocimientos y técnicas, fundamentales para su adaptación a la cuarta revolución industrial.

Fuente: Gobierno de España

Imagen: Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unportde