El Consejo de Gobierno de la Comunidad Autónoma  de Extremadura, en su reunión del pasado día 7 de abril, ha aprobado el decreto que regula las bases por las que se regirán las ayudas a aquellos despachos profesionales o empresas que posibiliten a jóvenes recién titulados, universitarios o provenientes de Formación Profesional, un período de prácticas no laborales en empresas.

Las empresas y despachos profesionales que opten por apoyar este programa de prácticas no laborales podrán solicitar ayudas para financiarlas siempre y cuando tengan firmados convenios de colaboración con el Servicio Extremeño Público de Empleo (SEXPE), en el caso de las empresas, y, en el caso de profesionales colegiados, cuando además de firmar dicho convenio de colaboración, su respectivo colegio profesional haya rubricado el correspondiente convenio marco con el SEXPE.

La cuantía máxima de las ayudas será de 6.000 euros para los despachos profesionales y de 2.500 y 2.000 euros para las empresas por la incorporación de cada titulado universitario o titulado en FP, respectivamente.

Este programa está destinado a jóvenes entre 18 y 25 años, con la titulación correspondiente, desempleados e inscritos como demandantes de empleo, que no hayan tenido una relación laboral superior a tres meses en el ejercicio de la profesión correspondiente a su titulación, y que residan y estén empadronados en Extremadura.

Las prácticas se desarrollarán durante nueve meses, con una jornada de 35 horas semanales y deberán estar dados de alta en la Seguridad Social. Durante el periodo de prácticas los jóvenes recibirán una beca de 639 euros al mes y al finalizar las mismas recibirán un certificado firmado tanto por el SEXPE, como por la institución, despacho profesional o empresa en el que hayan completado el período de prácticas.

El objetivo es aportar experiencia y formación adicional en la relación directa con el mundo profesional, fomentando así la igualdad de oportunidades para los jóvenes que se enfrentan por primera vez al mercado laboral.

Este programa de prácticas comenzó en 2014 reservado para los despachos profesionales. En total, 120 despachos profesionales se acogieron a estas ayudas, que posibilitaron que 126 titulados universitarios hicieran prácticas no laborales. Tras estos resultados, el Ejecutivo regional pone en marcha de nuevo esta medida y amplía a las empresas la posibilidad de acogerse a las ayudas.

Para la convocatoria de 2015, está prevista una dotación presupuestaria de 2.176.471 euros, con lo que se estima que podrán beneficiarse 300 jóvenes.

Fuente: Gobex

Imagen: Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unportde